¿Cómo ...?

cómo

 

 

En esta sección puedes encontrar algunos de los  "cómos" que a veces te has preguntado y te ayudamos a encontrar una solución.

Si no encuentras tu respuesta pregúntanoslo en el foro.

 

¿Cómo mejorar mis habilidades sociales?

A continuación tienes unos consejos para mejorar tu comunicación y después diferentes formas de iniciar una conversación.

Consejos para mejorar la comunicación

  • Mirar a los ojos de la otra persona.
  • Sonreir.
  • Evitar realizar críticas.
  • Evitar hablar de temas polémicos si no tenemos confianza (religión, política…)
  • Ser flexibles en general cuando transmitimos nuestra opinión.
  • No interrumpir.
  • Referirnos a las otras personas por su nombre.
  • Expresar cumplidos, usar el humor…
  • Recordar lo que nos ha contado la otra persona e interesarnos por ello.

Inicio de conversaciones

  • Saludar y presentarse: Hola, me llamo…
  • Introducir algo positivo: qué buen día hace ¿no?
  • Comentarios sobre lo que se está haciendo: Parece que avanza rápido la cola.
  • Comentarios de actualidad: ¿Sabes lo del temporal?
  • Comentarios sobre lo que la otra persona realiza: Qué difícil tiene que ser trabajar de cara al público.
  • Pedir ayuda: ¿Tienes hora? ¿Me puedes indicar cómo ir a…?
  • Ofrecer algo: ¿Necesitas un papel?

¿Cómo prepararme una entrevista de trabajo?

La preparación de la entrevista es fundamental. En muchas ocasiones nos ponemos muy nerviosos, si nos preparamos la entrevista nos puede dar confianza y ayudar a calmar nuestros nervios o "tener entrenado" posibles preguntas y respuestas.

A continuación algunas claves.

  • Buscar información sobre la empresa para conocerla un poco y demostrar interés y conocimiento de la misma.
  • Revisar lo expuesto en nuestro curriculum. Aunque no hayamos mentido en el mismo si no lo refrescamos y nos hacen alguna pregunta puede que no tengamos la información precisa y dar la sensación de que no es real lo que pusimos en el curriculum.
  • Repasar la orferta de trabajo para destacar en la entrevista los puntos del perfil que cumplimos o son nuestros puntos fuertes. Convencer por qué somos el candidato ideal para ese puesto.
  • Preparar las posibles preguntas. (Ver apartado herramientas)
  • Imagen: Aseo adecuado, peinado, ropa adecuada. Tratar de ir arreglados sin exceso a no ser que sea un puesto que exija ese arreglo. No se aconseja para un puesto por ejemplo de mozo de almacén o mecánimo ir de traje y corbata pero sí para un puesto de recursos humanos o de responsable de departamento. Ropa deportiva en principio no es aconsejable en ningún caso.
  • Control del lenguaje no verbal. Transmitir confianza y seguridad.
  • No interrumpir a nuestro entrevistador, ser educados, evitar conflictos y palabras mal sonantes.
  • No mentir ni tratar de forzar cumplir un perfl que no es el nuestro. En ocasiones fingimos ser quienes no somos sin a veces ni saber qué es lo que busca y valora más la empresa, dando un perfil que no le interesa cuando siendo como somos en realidad si lo cumpliamos. Por otro lado queda peor que "nos cojan mintiendo", lo cual se puede transmitir por el lenguaje no verbal. Por último imaginemos que somos una persona muy introvertida, que no le gusta hablar en público y preferimos trabajos más solitarios, sin embargo hacemos una entrevista para un puesto de relaciones públicas y nos mostramos como una persona que nos encanta hablar con la gente y tenemos muchas habilidades sociales...aunque nos contraten puede que ni nosotros estemos a gusto haciendo ese trabajo (dado que hemos vendido que somos extrovertidos y nos lo van a exigir) como que nuestro rendimiento no sea el adecuado y la empresa esté descontenta. Salvo necesidad se aconseja buscar trabajos en los que realmente cumplamos el perfil necesario.

¿Cómo hacer un curriculum?

El objetivo del curriculum es conseguir que nos citen para la entrevista.

Hay varios tipos de curriculums. Es importante adaptar tu curriculum al tipo que mejor resalte tus puntos fuertes. También conviene tener un boceto general de nuestro curriculum y adaptar el orden y lo que resaltamos dependiendo de cada puesto al que lo presentemos. Si en una oferta de trabajo dan más importancia a la formación o experiencia (si cumplimos el perfil) resaltar primero lo que nos piden.

Apartados

Encabezamiento:
Nombre y apellidos, dirección, fecha de nacimiento, datos de contacto (teléfono, mail...) Se puede poner tanto centrado o a un lado (en especial si incluimos nuestra fotografía)
  • Datos a tener en cuenta: Pondremos la información que nos beneficie. Si solicitamos un trabajo cerca de nuestro domicilio nos beneficia ponerlo. Si por contra, residimos lejos es mejor no incorporarlo o al final aclarar disponiblidad de cambio de residencia (si es en otra comunidad). Muchas empresas si tienen curriculums de gente que vive lejos es posible que descarten a los candidatos. En relación a nuestra fecha de nacimiento solo incluirlo si nos suma puntos. Sabemos que hay trabajos que solicitan perfiles más jóvenes y otros más mayores, solo incluir la edad si estamos en el perfil o cerca. Por último referente al contacto, incluir un medio por el cual sea fácil localizarnos en caso de que se tengan que poner en contacto con nosotros (para una entrevista).
  • Foto... ¿si o no? En algunos casos lo piden expresamente en la oferta de trabajo, en otros casos por la profesión que desempeñamos es muy recomendable (sobre todo si cumplimos el perfil) como en profesiones de cara al público. En otros casos no es necesario. Los responsables de recursos humanos discrepan puesto que para algunos si no se incluye la foto se descarta el curriculum y para otros no es imprescinble (pero pueden descartarte si la foto no les convence).

     

Formación académica:
Indicar las titulaciones reconocidas que tenemos (ESO, bachillerato, módulo, título universitario, máster, doctorado...)
  • Datos a tener en cuenta: En caso de tener por ejemplo un título universitario se aconseja no incluir ESO y bachillerato dado que se sobreentiende, y no es relevante, que para poder haber obtenido una titulación superior se obtuvieron las anteriores. Conviene indicar el centro en el que se cursaron y el año de inicio y fin, si lo acabamos en los años establecidos (si tardamos más años que la media solo incluimos el de finalización). Si en la oferta de trabajo específicamente piden experiencia puede convenir que si es muy reciente la obtención del título para trabajar de en caso de carreras no incluir el año de finalización. Si nos piden formación actualizada, resaltar el año de finalización si es reciente.

 

Formación complementaria:
Cursos relacionados no avalados a nivel institucional. Incluir título del título/curso, centro en el que se realizó, número de horas, año de realización. Puede convenir incluir si está certificado por algún organismo relevante.

 

Experiencia laboral:
Incluir nombre del puesto, periodo en el que se desempeñó el puesto, funciones...

 

Idiomas:
Si tenemos certificación en algún idioma es aconsejable ponerlo.
  • Datos a tener en cuenta: Abstenerse poner idiomas si no se requieren para nuestro puesto de trabajo y tenemos nivel bajo. Abstenerse poner nivel alto si no lo tenemos dado que podemos encontrarnos una entrevista en el idioma que decimos que sabemos no siendo real.

 

Otros datos de interés:
En este apartado pondremos datos que nos beneficien que no se hayan incluido antes: Carnés de conducir, si tenemos coche propio, si somos autónomos, disponibilidad de incorporación inmediata, de viajar, de cambio de residencia, voluntariados... En este apartado se pueden incluir los hobbies o intereses pero dependerá si la información procede y nos beneficia. Para puestos de como relaciones públicas puede convenir resaltar hobies que indiquen extroversión si los tenemos pero no característicos de introversión. Ejemplo: Me gusta hacer actividades solitarias cuando optamos a un trabajo de relaciones públicas, o me gusta trabajar solo cuando nuestro puesto requiire trabajo en equipo.

Podemos incluir otros apartados que sean relevantes para nuestro perfil, como conocimiento de la tecnología de la información, mecanografía, conferencias, publicaciones...

 

Orden:

El orden de la formación complementaria, experiencia laboral, idiomas depende de lo que queramos destacar. Si tengo mucha formación pero poca experiencia pondré la formación primero, pero si el caso es el contrario invertiré el orden. Dentro de cada apartado podemos ordenar en orden cronológico o cronológico inverso dependiendo si nos interesa resaltar lo más reciente (que es lo aconsejable) o cómo empezamos.

Existe un modelo de curriculum llamado funcional en el cual ordenamos por áreas de interés. Se aconseja en personas que han trabajado en distintos campos. Seguir el orden de experiencia y formación complementaria pero dentro de un epígrafe que indique la categoría. Imaginemos que hemos trabajado en educación y en comercio. Si tenemos experiencia y formación en ambas puede quedar mejor separar en las dos categorías (en lugar de estar todo mezclado). De esta forma indicamos primero el epígrafe que nos interesa más (imaginemos que educación) y dentro del mismo los apartados de experiencia y formación complementaria (en el orden que nos interese) y después el otro epígrafe (con el orden elegido para el anterior).

 

Presentación:

  • Intentar no realizar más de dos folios de curriculum, si tuviéramos mucho que incluir es mejor resumir y agrupar la información o suprimir la no relevante (cursos de pocas horas). Poner mucha información hace que se resalte menos los datos que nos interesan.
  • Folio limpio, bien presentado, escrito a ordenador.
  • Evitar utilizar letras muy pequeñas y poco espaciado, dado que satura a la vista y no facilita su lectura ni destacar la información que nos interesa (la cual puede ir en negrita o en letra de mayor tamaño, sin abusar)

¿Cómo parar las obsesiones?

Normalmente la forma de intentar hacerlas parar hace que aumenten y aparezcan con mayor frecuencia. Si te digo “no pienses en elefantes rosas” “no pienses en elefantes rosas” “no pienses en elefantes rosas” “no pienses en elefantes rosas”…al final qué piensas… Como suelo decir cuando explico esto yo veo los elefantes hasta saltando.

Hay varias cosas que debemos tener en cuenta:

  • El tener un pensamiento obsesivo no hace que aumente la probabilidad de que se cumpla. Es precisamente el miedo a que ocurra lo que hace que tengamos esa obsesión.
  • Existe una lista de pensamientos automáticos que la gente suele tener, en función de cómo reaccionemos frente a ellos aumenta o disminuye la probabilidad de volver a tener ese pensamiento. Ver lista de pensamientos automáticos.

Pasos a seguir:

  • Parada de pensamiento: Utilizaremos una goma que pique en la mano, o una autoinstrucción (stop) para parar el pensamiento en ese momento diciéndole a la cabeza que ya tenemos reservado un espacio en el día para pensar en ello pero en ese momento no es el adecuado para hacerlo y hay que seguir con las cosas que estábamos haciendo.
  • Tiempo basura: Vamos a dedicar un tiempo en el día a pensar obsesivamente en lo que nos preocupa.

¿Cómo organizarme mejor?

"Por suerte o por desgracia los días siguen siendo de 24 horas". Suelo decir esto porque si los días fuesen más largos nos acabaríamos comprometiendo a hacer más actividades o seguiríamos con la sensación de no aprovecharlos correctamente.

Los dos casos más habituales son que o bien tengamos muchas actividades por hacer y poco tiempo, o que tengamos mucho tiempo pero no seamos capaces de aprovecharlo.

A continuación algunas ayudas para gestionar mejor nuestro tiempo:

  • Agendas: .Es importante llevar una agenda o un cuaderno de notas. De esta forma según se nos vayan ocurriendo cosas que tenemos que hacer nos lo vamos anotando sabiendo que después lo organizaremos. En muchas ocasiones tenemos tantas cosas pendientes que no somos capaces de hacer nada porque constantemente nos viene a la cabeza el “que no se te olvide esto” “es importante que antes del lunes acabe esto otro” “¿Qué me dijeron que tenía que entregar?”. Cuando lo anotamos en el papel nos permite descargar esa información, sin interrumpir demasiado la tarea que estamos haciendo para después organizarlo. Puede que tenga algo pendiente pero en ocasiones es bueno saber que ya le hemos encontrado un hueco a lo largo de la semana para ocuparnos de eso, además de que nos permite organizarnos mejor. Imaginar que tengo que realizar una serie de trámites administrativos. Es mejor saber todos los trámites que tengo que hacer con antelación, preparar toda la documentación y realizarlos juntos que irlos realizando según me vaya acordando. Las agendas también nos ayudan a establecer prioridades, algo fundamental dado que en ocasiones perdemos mucho tiempo en tareas no fundamentales teniendo pendientes gestiones importantes.
  • Horario: Para la gestión del tiempo es muy importante contar con un horario. En éste no debemos olvidar algo que siempre nos quitamos cuando vamos con prisas a todo, que es nuestro tiempo de ocio. Sé que si eres una persona muy ocupada me dirás ahora “con todo lo que tengo que hacer estoy ahora para esto, no tiene ni idea”. Las actividades gratificantes son las que nos ayudan a levantar nuestro estado de ánimo e incluso a relajarnos. Podremos ser mucho más eficaces si cada cierto tiempo tenemos un espacio para desconectar. De hecho por ejemplo, cuando estudiamos no nos recomiendan estar todo el día estudiando sino realizar descansos cada 60-90 minutos. No siempre más tiempo quiere decir mayor rendimiento.

Además puede ser también aconsejable establecer un sistema de refuerzo para premiarnos en caso de que cumplamos con las tareas que nos hemos propuesto, es una forma de incentivarnos cuando cumplimos con lo que nos hemos comprometido. (Ver sistema de incentivos)

¿Cómo dejar de atracarme con la comida?

El atracón de comida normalmente es un medio de control de la ansiedad. En un momento de nuestra vida aprendimos a que nos calmaba comer y nos veía bien y es lo que utilizamos para bajar la ansiedad. El problema (además de no tratar la causa de la ansiedad) es que a menudo conlleva autocrítica por los efectos secundarios que conlleva (subida de peso y el sentimiento de descontrol).

Por ello es importante:

  • Identificar la/s fuentes de ansiedad para intentar combatirlas.
  • Realizar técnicas de relajación así como otras estrategias que nos ayuden a disminuir la ansiedad sin necesidad de comer.
  • Conocer que en sí la comida no resuelve la ansiedad y que a largo plazo hace que nos encontremos peor. Es importante la idea de evitar la tentación de vomitar puesto que muchas veces pensamos que por una vez no va a pasar nada pero luego se puede convertir en un hábito. Es importante que asumamos las consecuencias negativas del atracón (engordar) como motivación para el cambio.
  • Si sabemos que sobre una hora tenemos el hábito de atracarnos vamos a programarnos alguna actividad que sea contraria…por ejemplo salir a sacar al perro, ir a clases de pintura, deporte… Esto nos ayudará a romper el hábito dado que muchas veces el cuerpo nos engaña y nos dice que tenemos hambre pero es por el hábito que ha cogido de comer a esa hora (cuando en realidad no tiene necesidad de mayor aporte calórico).

¿Cómo se generan los miedos?

Los miedos pueden generarse o bien porque nos haya pasado en el pasado una situación en la que corrimos peligro (la recordemos o no), o bien porque hayamos visto o nos hayan contado que esa situación es peligrosa para otra persona. Es un mecanismo de supervivencia que durante muchos años nos ha servido para protegernos de los potenciales peligros pero que en ocasiones se dispara sin justificación (por ejemplo un ataque de pánico en un centro comercial o al hablar en público).

Pongamos por ejemplo miedo a los perros:

  • Si de pequeño me mordió un perro.
  • Si desde pequeño nos decían que tuviéramos mucho cuidado con los perros porque podían morder (yo puedo aprender que son peligrosos y tengo que evitarlos).
  • Si vi que a un familiar o amigo le mordía un perro o los evitaban porque les tenían mucho miedo.

Una vez entendido cómo se generan visita el cómo superar mis miedos.

¿Cómo controlo la ansiedad?

La ansiedad es el mecanismo de alarma del cuerpo. La alarma se dispara en forma de curva. Sube al inicio y pasado un tiempo comienza a disminuir (una vez el cuerpo percibe que no hay tanto peligro).

Para controlar mejor la ansiedad conviene:

  • Entender que es un mecanismo de alarma y no corremos peligro por la ansiedad en sí. Los síntomas de la propia ansiedad podrían provocarnos miedo y empezar a tener miedo a la propia ansiedad. Debemos comprender que tanto el aumento de las frecuencias respiratoria como cardiaca, así como la sudoración entre otros son mecanismos que se dispara para poder hacer frente a un posible peligro, que nuestra cabeza percibe como tal pero no siempre son situaciones peligrosas. Ejemplo una persona con fobia (miedo) a las arañas o al coche puede desencadenar una reacción de ansiedad desproporcionada al tener que enfrentarse a situaciones en las que haya arañas o si tiene que conducir.
  • Identificar cuál es el detonante de que se dispare la alarma para ponerle. La ansiedad no aparece sin más, nos demos cuenta o no cuando se dispara es porque el cuerpo ha percibido algún peligro. Es importante identificar qué peligro anticipa para saber a lo que nos enfrentamos.
  • Trabajar técnicas de relajación, en especial la respiración diafragmática como técnica que nos ayuda a bajar la frecuencia respiratoria y a inducir calma (ver técnicas de relajación).
  • Autoinstrucciones. Es importante hacernos una lista de frases cortas que nos ayuden a cuando nos vayamos a enfrentar a esa situación como “yo puedo con esto”, “sé que no es tan peligroso”
  • Exposición. Enseñar al cuerpo que esa situación no es tan peligrosa. (ver ¿cómo puedo superar mi miedo?)

¿Cómo superar un miedo?

Cuando tenemos miedo a una situación o animal nuestro sistema de alerta se activa si anticipa que podemos exponernos ante esa situación para avisarnos e intentar evitarlo, nos intenta poner a salvo. Sin embargo el sistema de alerta puede estar anticipando peligros que en realidad no existen o cuya probabilidad es muy baja.

La mejor forma de superar el miedo es irnos exponiendo poco a poco para demostrarnos que no hay tanto peligro como nos imaginamos.

Para exponernos vamos a hacer una lista de situaciones que nos dan miedo y puntuamos la ansiedad que nos provoca. La idea es ordenar las diferentes situaciones de menor a mayor ansiedad.

Después de hacer la lista nos iremos exponiendo a las situaciones que nos generan menos ansiedad para ir enseñando a nuestro sistema de alerta que esa situación no es tan peligrosa y no tiene que dispararse. Una vez va disminuyendo la ansiedad iremos probando con las siguientes situaciones de nuestra lista. (Ver ¿cómo controlo la ansiedad?, ¿cómo se generan los miedos?)

 

Otra forma es acudiendo a un psicólogo especializado en EMDR y tratar la primera vez que tuvimos ese miedo para hacer que nuestro cerebro aprenda que no era ni es peligroso.

¿Cómo puedo dormir mejor?

Las siguientes pautas se recomiendan en personas que tienen problemas para conciliar el sueño o que se despiertan a mitad de noche. No es necesario que cambies nada si no tienes problemas para dormir. Si la alteración del sueño no se resuelve con estas pautas te recomendamos ir al médico.

Sustancias y actividades no recomendadas antes de dormir:

  • Cafeína (6 horas antes)
  • Ejercicio físico (5-6 horas)
  • Tabaco (2-3 horas antes)
  • Alcohol (2 horas antes)
  • Cenar carbohidratos.

Se recomienda no hacer nada activador 1 hora antes de ir a dormir.

Pautas:

  • Control de la habitación: Cuidar la temperatura, luz y sonido.
  • No levantarnos al tener hambre o salvo causas de fuerza mayor
  • No se recomienda ni ver la televisión, ni leer en la cama.
  • Procurar seguir rutinas. La misma hora para irse a dormir y levantarse.
  • Apagar las luces al tumbarse para dormir.
  • Evitar las siestas.
  • Levantarse a los 10-15 minutos de estar en la cama si no nos hemos dormido. Nos tendremos que ir a otra habitación y hacer una actividad rutinaria (no activadora) hasta que nos vuelva a entrar el sueño, momento en el que volvemos a la habitación.
  • Trabajo de técnicas de relajación sobre todo en caso de que el motivo de los problemas del sueño sean preocupaciones. En este último caso añadir también estrategias de control de las preocupaciones y obsesiones (como parada del pensamiento o centrarse en la respiración, por ejemplo, dejando ir todas las preocupaciones y pensamientos que vayan surgiendo  y solo sentir y centrarse en la respiración)

 

End FAQ